29 May 2024

Blog

Sobre Joana Sanz y Dani Alves: «Si se queda con un agresor, mal, si se va, mal. Todas lo hacen mal»
DERECHOS Y LIBERTADES, DESTACADA

Sobre Joana Sanz y Dani Alves: «Si se queda con un agresor, mal, si se va, mal. Todas lo hacen mal» 

Joana Sanz se arrepiente del apoyo que le brindó a su marido los primeros días tras su detención y muchos han sido los que la han criticado por ello en redes, al igual que la critican ahora por pedir el divorcio.

Dani Alves pide que se le revoque la prisión provisional tras el recurso de apelación que presentó su defensa. Este recurso presentado a la Audiencia de Barcelona pide la libertad provisional para el jugador aludiendo al arraigo familiar, social, personal y empresarial que el acusado mantiene en Barcelona, donde se añade que lleva ocho años empadronado en el domicilio que comparte con su mujer en Esplugues de Llobregat.

Sin embargo, la modelo Joana Sanz ha pedido el divorcio a su marido. Tras mostrarse abatida en redes sociales y pedir privacidad, Sanz borró la mayoría de imágenes de Instagram en la que aparecía junto a Alves. La modelo se arrepiente del apoyo que le brindó a su marido los primeros días tras su detención y muchos han sido los que la han criticado por ello en redes, al igual que la critican ahora por pedir el divorcio.

Esta visión ha sido cuestionada por la cuenta de «Locas del coño» en un hilo de Twitter en el que defienden a Joana y señalan que la presión social hacia las mujeres en situaciones de violencia de género es inaceptable. Según ellos, «si se queda con un agresor, mal, si se va, mal. Si la víctima no denuncia, mal, si denuncia, mal. Todas lo hacen mal, pero él ‘ya veremos, de momento no se sabe, ya veremos qué dice el juez porque claro…’. Esperemos que no pase como cuando sentenciaron formalmente a los de La Manada y también fue una mala decisión, porque claro, parece que todo el mundo lo hace mal excepto los violadores, eh, amigos?»

Esta reflexión de Locas del coño resalta la necesidad de proteger a las victimasen situaciones de violencia y de respetar su derecho a tomar decisiones sin ser juzgadas o presionadas. En este caso en particular, la decisión de Joana de pedir el divorcio debería ser respetada, no utilizada para crear una visión negativa sobre ella y, sobre todo, respetando la intimidad de cada persona.