25 Sep 2022
DESTACADA, INTERNACIONAL

TVE oculta el motivo por el que la UEFA ordena cerrar parte del Metropolitano: por los saludos nazis de aficionados del Atlético frente al City 

El máximo organismo del fútbol europeo sanciona al Atlético de Madrid con el cierre parcial de su estadio para el partido de vuelta de Champions debido a los saludos nazis entre sus aficionados durante la ida en Manchester.

La UEFA ha ordenado el cierre parcial del Metropolitano para el partido de vuelta de la Champions League entre el Atlético de Madrid y el Manchester City, que se disputará este miércoles, por la «conducta discriminatoria» de sus aficionados en el choque de ida en el Etihad Stadium.

Según la decisión del órgano de Apelación del organismo europeo anunciada, la entidad rojiblanca debe informar antes de este miércoles del sector que cerrará al público, que debe incluir como mínimo 5.000 localidades, y también deberá exhibir una pancarta con el lema «No al Racismo», con el logo de la federación europea.

image 31

La UEFA comunicó el pasado 8 de abril la apertura de un procedimiento disciplinario tras el duelo de vuelta en el Etihad Stadium, donde los ‘citizens’ vencieron por 1-0 gracias al gol de Kevin de Bruyne, después de que se registraron algunos saludos nazis entre la afición colchonera que acudió a presenciar el encuentro.

Los cargos contra el Atlético de Madrid por incidentes, que iba a estudiar el órgano de Control, Ética y Disciplina, se referían al comportamiento discriminatorio de sus aficionados, según el artículo 14 del reglamento disciplinario del organismo, y al lanzamiento de objetos, de acuerdo al artículo 16 (2) (b).

Al respecto, en el diario de TVE, meramente han expuesto que el cierre se debía a conductas discriminatorias, obviando la cuestión de las prácticas nazis de los aficionados ‘colchoneros’. Así lo ha denunciado el periodista Miquel Ramos.

«En el @telediario_tve hablan de ‘conducta discriminatoria’ y omiten el hecho concreto: Los saludos nazis de varios ultras del Atletico de Madrid durante el partido anterior», ha expresado en twitter.

«En los ojos de la gente veía el odio hacia los inmigrantes”. La carta que el futbolista Seid Visin, de 20 años, escribió dos años antes de suicidarse

El futbolista Seid Visin, de 20 años, fue encontrado sin vida el pasado 4 de junio de 2021 en la habitación de su casa. El que era canterano del Milan y del Benevento y una de las jóvenes promesas del fútbol se quitó la vida porque no podía soportar más los episodios de racismo que padecía en su vida.

Medios como Corriere della Sera, sacaron a la luz una carta de Visin donde denunciaba el racismo sufrido. «Ante este particular escenario sociopolítico que se cierne en Italia, yo, como negro, inevitablemente me siento cuestionado», comenzaba Visin, aclarando que fue adoptado de pequeño en lo que recuerda como una «lejana atmósfera de paz idílica» que «se ha puesto del revés».

«Siento sobre mis hombros, como una piedra, el peso de las miradas escépticas, prejuiciosas, disgustadas y asustadas de la gente», decía en la misiva leída en su funeral que hace dos años había sido enviada a sus amigos y a su psicóloga.

El texto continua: «Hace unos meses logré encontrar un trabajo que tuve que dejar porque demasiadas personas, en su mayoría ancianos, se negaban a ser atendidas por mí y, como si eso fuera poco, como si no me sintiera ya incómodo, me señalaron también la responsabilidad del hecho de que muchos jóvenes italianos (blancos) no encontraran trabajo».

«Cuando estaba con mis amigos, me llevó a hacer bromas de mal gusto sobre negros e inmigrantes, incluso con aire estruendoso dije que era racista con los negros, como para afirmar, como para enfatizar que no soy yo».

«El miedo al odio que veía en los ojos de la gente hacia los inmigrantes, el miedo al desprecio que sentía en la boca de la gente, incluso de mis familiares que constantemente melancólicos invocaban a Mussolini y al ‘Capitán Salvini’».

«El otro día, un amigo, también adoptado, me dijo que hace un tiempo mientras jugaba al fútbol feliz y despreocupado con sus amigos, unas señoritas se le acercaron diciéndole: ‘Disfruta tu tiempo, porque en un rato vendrán y te llevarán de regreso a tu país’».

Visin se despedía así: «Con estas crudas, amargas, tristes, a veces dramáticas palabras, no quiero suplicar compasión o dolor, sino recordar que la incomodidad y el sufrimiento que estoy experimentando son una gota de agua en comparación con el océano de sufrimiento que están viviendo esas personas de gran dignidad que prefieren morir antes que llevar una vida en la miseria y el infierno».