22 May 2022
DESTACADA

¿Lanzar migrantes al mar?: Una investigación sobre las atrocidades de Grecia 

Una investigación alega que dos hombres que buscaban protección internacional fueron empujados desde un barco frente a la costa de Samos

El 15 de septiembre de 2021, Sidy Keita de Costa de Marfil y Didier Martial Kouamou Nana de Camerún, abordaron un bote desde Turquía a Grecia. A pesar de llegar a la isla griega de Samos, sus cuerpos fueron encontrados días después, arrastrados a tierra en la provincia de Aydin, en la costa del Egeo.

Meses después y una investigación de The Guardian, Lighthouse Reports, Mediapart y Der Spiegel, que han analizado documentos, una docena de entrevistas, redes sociales y material en línea han reconstruido la historia.

Migrants

Como conclusión han extraído que las víctimas probablemente murieron por el rechazo por parte de las autoridades griegas.

El primer ministro griego, Kyriakos Mitsotakis, ha negado los hechos, pero cada vez se desvelan más pruebas de los retornos en caliente de migrantes por parte de Grecia.

Desde diciembre, la guardia costera turca ha registrado 11 rescates de personas en circunstancias similares, informa The Guardian.

En un comunicado, las autoridades policiales griegas dijeron: «Las autoridades policiales helénicas, siguiendo un estricto marco legal disciplinario, investigan cada pieza de información que se les comunica y se refiere a presuntos incidentes de malos tratos en las fronteras, incluidas las denuncias de devoluciones no procesadas (devoluciones en caliente), con el fin de que se impongan las sanciones previstas por la ley y se eviten comportamientos similares en el futuro. Las alegaciones sobre la violación del principio de no devolución no responden a la realidad y, de hecho, socavan el trabajo de la policía helénica en las zonas fronterizas operativas».

Y añadieron en el comunicado que «las prácticas descritas y atribuidas a los activos operativos y al personal de la guardia costera no se corresponden con nuestros procesos operativos para disuadir los cruces fronterizos no autorizados o tratar con nacionales de terceros».