05 Mar 2024

Blog

Ian Gibson: «A Abascal le diría que se haga un test de saliva, porque su aspecto es moruno»
POLÍTICA ESTATAL, PRINCIPAL

Ian Gibson: «A Abascal le diría que se haga un test de saliva, porque su aspecto es moruno» 

«Es una locura no aceptar que en España hay mestizaje y sangre de genes. ¿Dónde está el problema?», señaló el biógrafo.

El biógrafo Ian Gibson ha concedido una entrevista a Infolibre en las que critica a Santiago Abascal, líder de Vox, por sus comentarios sobre la multiculturalidad en España e ironiza sobre su apariencia «moruna». En una entrevista con los medios, Gibson sugiere que Abascal debería hacerse un test de saliva, ya que su aspecto es también fruto de la multiculturalidad del país.

Gibson, quien no se considera hispanista porque ya cuenta con la doble nacionalidad, cree que aún queda mucho por hacer en relación a los estudios sobre España. Opina que España es el país de Occidente más complejo debido a los problemas de identidad y que hay una negación de herencias como la judía o la musulmana. Considera que es una locura no aceptar que en España hay mestizaje y sangre de genes.

Entre Lorca y Dalí

En su libro ‘Un carmen en Granada’, Gibson hace un repaso de su vida desde los años de aprendizaje y formación en su Dublín natal hasta su llegada a España y la influencia que tuvo en su día su conexión con la obra de García Lorca. Sin embargo, uno de los episodios más oscuros del libro es un intento de agresión sexual que vivió el propio autor cuando apenas tenía 10 años.

En otro pasaje de las memorias, Gibson cuenta la «grave tensión» surgida con la familia de Lorca a raíz del libro en el que hablaba de la homosexualidad del autor de Bodas de sangre y una posterior entrevista con Dalí. «Nunca se superó eso y los restos de Lorca también han sido causa de fricción», ha añadido.

El biógrafo ha recordado la entrevista con Dalí que provocó la llamada de Isabel García Lorca asegurando que iba a demandarle. Gibson explicó a Isabel que si Dalí venía a declarar a los tribunales, iba a suponer una publicidad gigantesca para todo el asunto. Además, Gibson ha reiterado que el pintor catalán quería «aclarar su versión» respecto a su relación con García Lorca, una vez se publicó la primera parte del libro del hispanista.