fbpx
INTERNACIONAL

Soldados de Azerbaiyán decapitan 2 ancianos armenios 

Varios vídeos de ancianos que decapitan soldados del ejército de Azerbaiyán, que se han viralizado a través de las redes.

Ayer lunes se viralizó un nuevo video donde se podía apreciar como decapitan a un anciano armenio por parte de los soldados de Azerbaiyán.

Como bien destaca Diario Armenia, hasta el momento, «ningún organismo ni parlamento del mundo se pronunció sobre la decena de pruebas y documentos gráficos que prueban los crímenes de guerra del Ejército azerbaiyano durante la guerra de Artsaj».

En este se ve a un anciano armenio defendiéndose y suplicando, mientras un soldado de Azerbaiyán lo decapita lentamente mientras sus compañeros lo graban.

Otros crímenes de guerra azeríes

Las pruebas han sido presentadas por el Diario de Armenia y a través del cual estamos pudiendo conocer la situación actual sobre el terreno.

El 3 de diciembre apareció un video donde se ve a un grupo de soldados de Azerbaiyán sosteniendo desde sus extremidades a una persona, todavía viva y lo decapitan con un cuchillo. El prisionero intenta defenderse hasta que muere, mientras los soldados, entre risas y festejos, lo pisan y lo patean.

Ese mismo día se conoció otro video en el que otro grupo de soldados golpea salvajemente a un anciano armenio ensangrentado para pedirle información sobre “cuántas personas había en el poblado”. Mientras él se niega a dar datos, los soldados lo siguen golpeando y le dicen “ustedes no son personas”, sino que “son perros”.

El 22 de noviembre circuló un nuevo video filmado por soldados de Azerbaiyán en el que decapitan vivo a un armenio y se burlan pisando su cuerpo y apoyando la cabeza sobre un animal muerto.

El 13 de noviembre se difundieron imágenes de los mensajes amenazantes de soldados de Azerbaiyán contra los desplazados armenios que tenían que retirarse de Artsaj. En las fotos, se puede ver autos con graffitis con la esvástica nazi y la palabra “Sumgait”, en referencia a las matanzas de personas de origen armenio en Azerbaiyán en 1988.

El 30 de octubre, el Ombudsman de Artsaj denunció que circularon nuevas imágenes sobre 19 soldados armenios muertos, “algunos de ellos esposados y otros desnudos”. “Es aparente que al menos los 4 soldados esposados eran prisioneros de guerra antes de ser asesinados. La impunidad y la ceguera internacional producen nuevos crímenes y tragedias en Karabaj”, dijo Beglaryan.

El 24 de octubre, un grupo de soldados de Azerbaiyán filmó la ejecución de un soldado armenio herido y desarmado. Del análisis del video realizado por Diario Armenia, se desprende que un militar con uniforme de Azerbaiyán le dispara en la cabeza a otra persona herida y desarmada. El asesinato se produce con una pistola, un arma corta, con lo cual no se encontraban en situación de combate o de peligro.

El 16 de octubre, miembros de las fuerzas armadas azerbaiyanas asesinaron y mutilaron a un soldado armenio. Le robaron su celular y publicaron una foto sosteniendo su cabeza en las propias redes sociales del soldado armenio. Además, utilizaron el celular para llamar al hermano del soldado armenio y burlarse por el asesinato.

El 15 de octubre se conoció un video en el que soldados de Azerbaiyán asesinaron a dos prisioneros de guerra armenios, uno de ellos un civil anciano.

Armenia firmó «la paz» y aceptó la derrota

Nikol Pashinyan, primer ministro armenio, anunció por sorpresa que había firmado un acuerdo con los líderes de Azerbaiyán y Rusia para poner fin al conflicto militar en la región de Nagorno Karabaj.

El acuerdo llegaba después de sustanciales avances de Azerbaiyán. Firmado «por sorpresa», según los analistas, el acuerdo pone fin al conflicto militar en la región de Nagorno Karabaj y supone una victoria tendenciosa para Azerbaiyán.

«El texto de la declaración es muy doloroso, personalmente para mí y para nuestro pueblo. Tomé esta decisión tras un profundo análisis de la situación militar y una valoración de personas que tienen un mayor dominio de la situación», escribió en su cuenta de Facebook Nikol Pahinyan.

Azerbaiyán y Armenia se quedarán en las posiciones ya tomadas, según el pacto firmado, tal y como informa el canal ruso RT. El acuerdo entra en vigor el martes 10 después de más de un mes de combates. En un discurso televisado, el presidente ruso, Vladimir Putin, habló sobre los acuerdos alcanzados: el regreso de los desplazados internos y los refugiados al territorio de Nagorno Karabaj y áreas adyacentes bajo el control del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados. Hay previsto un intercambio de prisioneros de guerra y también de cadáveres.

Garantizar los acuerdos Armenia-Azerbaiyán

Para garantizar los acuerdos, que entrarában en vigor desde el pasado día 10, «un contingente de mantenimiento de la paz de la Federación de Rusia se va a ir desplegando a lo largo de la línea de contacto en Nagorno Karabaj y a lo largo del corredor que conecta Nagorno Karabaj con la República de Armenia», dijo Putin.

Armenia pierde territorios, pero con el acuerdo conserva su carretera, el cordón umbilical que le conecta con la autoproclamada república de Karabaj, donde los armenios son mayoría.

Por su parte el presidente de Azerbaiyán, Ilham Aliyev, indicó que Rusia y Turquía asumirán conjuntamente la misión de mantener la paz en la zona. «La declaración trilateral firmada se convertirá en un punto crucial en la solución del conflicto», dijo en una reunión online televisada con el presidente ruso Vladimir Putin.

d64ab4723b20588c31cc4c55e8131fd0796eac00
close

Suscríbete a nuestro boletín diario

Te mantendremos al día de nuestros vídeos y noticias