24 Sep 2022
DESTACADA, POLÍTICA ESTATAL

Sindicatos europeos denuncian a una empresa agrícola de Almería por sus condiciones laborales 

La compañía almeriense niega irregularidades con sus trabajadores.

Una decena de organizaciones sindicales y sociales de Suiza, Alemania, Gran Bretaña y España han dirigido un escrito a algunas de las mayores cadenas europeas de supermercados en el que denuncian el trato que reciben los trabajadores en los invernaderos de una empresa de la provincia de Almería, Eurosol, que les abastece de hortalizas.

Los sindicatos exigen actuar «con contundencia» contra esas «violaciones de los derechos fundamentales», las cuales niega rotundamente la empresa, que ofrece una jornada de puertas abiertas para que puedan comprobar la situación de sus empleados.

image 42

Eurosol, informa Público, tiene una plantilla de 350 trabajadores, 250 de ellos en las naves de envasado y distribución y los otros 100 en los invernaderos donde se producen en torno a 23 millones de kilos anuales de tomates, pepinos, pimientos y otras hortalizas que van destinadas, fundamentalmente, al mercado de Suiza, Reino Unido, Alemania, Francia y Holanda, según sus responsables.

Lo referente a las malas condiciones laborales atañen a los invernaderos de una finca en Níjar, que lleva siendo denunciada desde hace meses por el sindicato jornalero andaluz SOC-SAT.

Ahora el escrito se ha llevado a cabo conjunto de las organizaciones sindicales Uniterre, Solifonds y Agrisodu, de Suiza, Landworkers Alliance, del Reino Unido, Interbrigadas, de Alemania, la Coordinación Europea de la Vía Campesina y el Sindicato Labrego Galego, entre otras entidades.

«La represión en Eurosol es una advertencia de la patronal sobre las represalias que son capaces de tomar contra quienes no quieren aceptar el régimen laboral explotador que imponen», señalan las organizaciones firmantes, pudiendo leer el extenso comunicado de la Federación de Consumidores de la Suiza francófona (FRC).

«Ir a Almería a señalar a los explotados y no a los explotadores es lo que define la maldad ideológica de Vox»

La diputada de Vox Rocío de Meeral respecto la lió con sus mensajes xenófobos. Hace unos meses ya llamó la atención al compartir en sus redes un vídeo de THEREBEL, el medio de comunicación del fundador de la English Defence League (EDL). THEREBEL es un medio de comunicación fundado por Steve Lennon AKA Tommy Robinson, fascista que ha estado en la cárcel hasta en 4 ocasiones y fundador del grupo neonazi English Defence League (EDL).

La EDL es un grupo neonazi fundado por Robinson y que se caracteriza por terminar sus manifestaciones callejeras con violencia, disturbios y detenciones. Su fundador usa el medio THEREBEL para difundir su discurso xenófobo.

Imagen

Robinson decidió trasladarse a España después de una larga estancia en la cárcel por diversas penas como ataques con violencia, pasaportes falsos, fraudes fiscales y protestas ilegales. En una ocasión, el británico ultra declaró odio hacia los españoles en su país cuando dijo sobre los habitantes españoles: «si no habla nuestro idioma no debería estar en Reino Unido». 

De Meer

Este vídeo llegaba, además, tras la polémica suscitada tras compartir el vídeo de una joven polaca realizando un discurso contra la inmigración en base a la fe cristiana y el nacionalismo, conseguido a través de uno de los muchos canales que los neonazis españoles utilizan para mover su propaganda.

La imagen tiene un atributo ALT vacío; su nombre de archivo es 1597340504580.jpg

Un paso más hacia el odio

Ahora, De Meer ha provocado la indignación de propios y extraños con un mensaje en el que criticó que “miles de inmigrantes viven en los poblados de chabolas de Níjar”. “Auténticos pueblos sin ley. Mafias, enganches, robos, inseguridad, prostitución. Todo lo que no te cuentan cuando te dicen que van a traer a 250.000 inmigrantes al año. Los que lo tienen cerca de casa lo saben”, aseguró la diputada ultra.

De Meer acompaña al texto con un vídeo en el que carga contra “toda esa gente que vive en La Moncloa y en Galapagar” y “nos cuenta que el multiculturalismo es maravilloso y es el futuro”.

Reacciones

Las reacciones a esta oda a la intolerancia de De Meer fueron muchas, como la del periodista de La Marea Dani Domínguez, que señalaba que era un «buen ejemplo de lo que es el fascismo: duro con los más débiles, los trabajadores, mientras son complacientes con los poderosos, los que les explotan».