fbpx
DESTACADA, INTERNACIONAL

El PP y Vox no apoyan la moción del Europarlamento para el apoyo a los derechos de las mujeres en Polonia 

El respaldo a las mujeres de Polonia ha llegado desde todos los ángulos del arco parlamentario, excepto de la derecha y la ultraderecha de España

El Parlamento Europeo ha censurado este miércoles la regresión de los derechos de las mujeres en Polonia, donde los planes del Gobierno para acotar el derecho al aborto han generado multitudinarias manifestaciones en el país. El pleno de la Eurocámara ha vivido un intenso debate sobre la polémica reforma polaca en la que la inmensa mayoría de parlamentarias que han intervenido han criticado el «infierno para las mujeres» en que se está convirtiendo Polonia y han apoyado las manifestaciones ciudadanas contra la ley.

El Parlamento aplaude la valentía de los manifestantes de Polonia que, anteponiendo su salud por la situación actual de pandemia mundial, han salido a la calle para denunciar las injerencias autoritarias del Ejecutivo polaco. Desde la Eurocámara hacen hincapié en que la sentencia se anunció en medio de la segunda ola de la pandemia, con restricciones en vigor «que obstaculizan gravemente cualquier debate democrático adecuado».

La Eurocámara considera, de esta manera, que la sentencia del 22 de octubre del Tribunal Constitucional de Polonia, que declara inconstitucional el aborto en caso de defecto grave e irreversible, «pone en peligro la salud y la vida de las mujeres«.

El respaldo a las mujeres polacas ha llegado desde todos los ángulos del arco parlamentario. Así, la ‘popular’ irlandesa Frances Fitzgerald ha criticado que Polonia está siendo atacada «desde dentro» y ha denunciado el «infierno» al que se quiere someter a las mujeres polacas. La socialista Iratxe García, que portaba una camiseta de apoyo a la causa, ha denunciado el «ataque contra la libertad de las mujeres» que quiere perpetrar el Gobierno ultraconservador de Mateusz Morawiecki.

Por su parte, Eugenia Rodriguez Palop, de Podemos, ha asegurado que obligar a las mujeres de Polonia a abortar de manera ilegal o tener que viajar para hacerlo es «una forma de tortura». «Después de Polonia la extrema derecha irá a por todas y cada una de nosotras», ha advertido.

Entre otras parlamentarias, la ‘verde’ polaca Sylwia Spurek ha lamentado que Varsovia se aleja cada vez más de Bruselas y ha defendido que el derecho al aborto es un derecho humano que tiene que defenderse en el marco de la UE.

mujeres polonia

PP y Vox, contra los derechos en Polonia

La medida fue aprobada por la amplia mayoría de la arcada parlamentaria (455 votos a favor, 145 en contra y 71 abstenciones). Mayoría que ha contado con el apoyo del Partido Popular Europeo (PPE), pero no de los eurodiputados españoles conservadores y de ultraderecha.

La eurodiputada de VOX, Margarita de la Pisa Carrión, cree que la decisión del tribunal «alcanza una de las metas queridas por una gran parte de la ciudadanía, la de la defensa de la dignidad humana, que recomenzó con la caída del comunismo y la recuperación de las libertades políticas en el país». Ha señalado también que la política en esta materia «es una competencia exclusiva de los Estados miembros».

Defiende que «forzar a la mujer a escoger entre sacrificar su educación o sus planes profesionales y sacrificar a su hijo, no es realmente una elección libre». «Ciertamente, la falta de apoyo a otra alternativa fuera del aborto es un fracaso de las políticas sociales de los países», reconoce.

El eurodiputado popular, Esteban González Pons, que se ha abstenido en la votación, explica que «desde la Eurocámara respetamos la capacidad de cada gobierno para decidir sobre materias que son competencia exclusiva de los Estados miembros», pero advierte que «no vamos a permanecer callados cuando se traspasan determinadas líneas rojas».

El eurodiputado popular lamenta que esta resolución se haya simplificado para hablar «de buenos y malos». «Nuestro grupo ha elaborado su propia resolución, donde todos nos hubiésemos encontrado más cómodos porque se alejaba de ciertos dogmatismos que por desgracia si están presentes en la resolución», ha explicado, para matizar que «aun así, el grupo ha firmado la resolución y el grupo apoya, sino toda la letra, al menos si todo el espíritu de la misma». Un apoyo con el que no contaba la socialista Lina Gálvez y valora como «clave en el éxito de la resolución de hoy». Una resolución que ha salido adelante sin los votos de González Pons ni de sus compañeros de delegación.

Los parlamentarios populares Rosa Estaràs (que ha querido ausentarse de la votación), Esteban González Pons, Dolors Monserrat, Antonio López Isturiz, Pilar del Castillo Vera y Javier Zarzalejos se han abstenido, mientras que el resto ha optado por votar que no, al igual que el PiS polaco o VOX.

d64ab4723b20588c31cc4c55e8131fd0796eac00
close

Suscríbete a nuestro boletín diario

Te mantendremos al día de nuestros vídeos y noticias