fbpx
POLÍTICA ESTATAL, PRINCIPAL

El Gobierno prohíbe una manifestación por la situación sanitaria en Madrid cuando la semana pasada permitió una negacionista 

El sábado pasado, cerca de 1.300 personas se concentraron para proclamar que el coronavirus no existe

La Delegación del Gobierno en Madrid ha prohibido una manifestación convocada para hoy por «contravenir la normativa sanitaria de la Comunidad» y prever «la asistencia de más número de personas de la recomendadas en esta fase álgida de la pandemia». Así lo ha indicado ayer en rueda de prensa el delegado del Gobierno, José Manuel Franco, que ha señalado que tras analizar las peticiones de manifestación «cualquier personas comprenderá perfectamente los motivos de este prohibición».

Bajo el lema «Nos están matando», la manifestación se centraba en la defensa del sistema sanitario público, los servicios públicos, del tejido productivo, de la hostelería y de Madrid en general. Pedía además la dimisión de la presidenta regional, Isabel Díaz Ayuso. Habían previsto la asistencia de 2.400 personas y discurriría a partir de las 18 horas entre la plaza de Cibeles y Sol.

La Comunidad de Madrid casi ha triplicado los casos de coronavirus en 30 días. En la actualidad, 4.256 pacientes permanecen ingresados en planta y 700 en UCI. En el acumulado, la región ha registrado 523.629 positivos, un total de 87.951 casos han requerido hospitalización, 8.236 han necesitado UCI y 76.145 han recibido el alta hospitalaria, mientras que 654.897 han recibido atención domiciliaria por Atención Primaria.

1.300 personas sin mascarilla

manifestación
Manifestación negacionista

El sábado pasado, cerca de 1.300 personas se concentraron para proclamar que el coronavirus no existe, que todo es una falacia. La delegación del Gobierno y la Consejería de Sanidad autorizaron la marcha porque, aseguran, los propios organizadores confirmaron que cumplirían con los protocolos sanitarios.

Las imágenes y los vídeos de la marcha evidencian que fue de todo, menos responsable. La mayoría no guardó la distancia de seguridad y no portaba mascarilla. La concentración comenzó a las 17.00 y concluyó a las 21.00.

Las sanciones repartidas entre los manifestantes dan fe del incumplimiento de la normativa sanitaria. Al término, según fuentes policiales, se interpusieron 216 sanciones: 40 por desobediencia y el resto por no llevar mascarilla. Las multas oscilan entre los 100 y los 700 euros.

La delegación de Gobierno señaló que la policía pidió varias veces a los manifestantes en que se pusieran las mascarillas y que guardaran la distancia de seguridad. La mayoría hizo caso omiso y 216 de los casi 1.300 fueron multados. “La marcha congregó a cerca de 500, pero fue al término de la misma, ya en la plaza de Colón, cuando superaron el millar”, sostienen fuentes policiales.

Manifestación


Comunicado de los organizadores 

El día 1 de enero se comunicó a la Delegación del Gobierno la celebración de una manifestación para el día 30 de este mes, bajo el lema principal «Nos están matando». La Delegación del Gobierno, 26 días después de realizar la comunicación de la manifestación, nos informa de que esta queda prohibida, adjuntándonos la posibilidad de que hagamos un recurso contencioso-administrativo ante el Tribunal Superior de Justicia de Madrid, para lo cual tenemos un plazo de 48 horas.

La Delegación del Gobierno en Madrid se basa para esta prohibición en un informe solicitado a la Consejería de Sanidad recibido el día 20 de enero, en el que desaconseja la movilización. Curiosamente, la Delegación del Gobierno autorizó una manifestación del movimiento negacionista el pasado sábado día 23, es decir, tres días después de recibir el citado informe.

En estos momentos la movilización del día 30 es apoyada por 78 organizaciones y colectivos, los cuáles hemos hecho constar a la Delegación del Gobierno las medidas sanitarias que seguiríamos durante la manifestación con la disposición de un “servicio sociosanitario” (uso de mascarillas y distancia física). Aún seguimos recibiendo adhesiones y recogeremos todas las que sean enviadas al correo: defensademadrid25oct@gmail.com

La posición definitiva que adoptaremos sobre la situación se tomará en una asamblea general que realizaremos el viernes 29 de enero.

El sábado día 30 a las 12:00, en la acera del Banco de España, convocamos a la prensa para informar de las decisiones que se tomen en la referida asamblea.

Nos están matando, y también nos están amordazando; pero no vamos a consentir ni una cosa ni la otra. Solo con la unidad y la lucha conseguiremos avanzar en derechos civiles, laborales, sociales y políticos.