23 May 2024

Blog

Dos años en la cárcel, silencio desde España: Polonia prorroga la prisión preventiva de Pablo González hasta febrero de 2024
POLÍTICA ESTATAL, PRINCIPAL

Dos años en la cárcel, silencio desde España: Polonia prorroga la prisión preventiva de Pablo González hasta febrero de 2024 

La saga judicial del periodista hispano-ruso Pablo González, acusado de espionaje por las autoridades polacas, continúa su curso dramático. El Tribunal de Apelación de Lublin, en una reciente decisión, ha extendido la prisión preventiva de González hasta febrero de 2024, marcando así dos años desde su detención en febrero de 2022. Esta ampliación de su encarcelamiento, solicitada por la Fiscalía de Polonia y aprobada por séptima vez, plantea serias preguntas sobre la justicia y la transparencia en el proceso judicial.

“El Tribunal de Apelación de Lublin, tras considerar la solicitud del fiscal de la Fiscalía Nacional, prorrogó la prisión preventiva hasta el 18 de febrero de 2024”, señalan fuentes judiciales a Público. Lo que inicialmente parecía ser un procedimiento estándar se ha convertido en un maratón de incertidumbre y angustia para González y sus seres queridos.

DETENCIÓN BAJO SOSPECHA DE ESPIONAJE

González fue arrestado en febrero de 2022 en Przemyśl, Polonia, por agentes de la Agencia de Seguridad Interna polaca (ABW). Desde entonces, ha estado bajo arresto y en una situación de casi total incomunicación. Las autoridades polacas lo acusan de ser un espía al servicio de Rusia, pero, hasta la fecha, no han trascendido pruebas contundentes que sustenten dicha acusación.

EL IMPACTO EMOCIONAL EN SU FAMILIA

Mientras Pablo González permanece entre rejas, su familia sufre las consecuencias de su ausencia. Solo el hijo mayor ha podido visitarlo brevemente en prisión, mientras los otros dos menores no han escuchado la voz de su padre en más de 600 días.

La madre de los niños, en una carta al ministro de Asuntos Exteriores español, ha expresado su preocupación por los problemas psicológicos que la incomunicación está causando en sus hijos menores.

AUSENCIA DE PRUEBAS PÚBLICAS

Desde el inicio de su encarcelamiento, no se han revelado pruebas claras contra González. Esto ha generado una atmósfera de incertidumbre y especulación, tanto en España como en Polonia. La acusación se centra en que González es un espía ruso trabajando para el GRU, la inteligencia militar rusa. Sin embargo, la falta de detalles o pruebas concretas ha planteado dudas sobre la validez de estos cargos.

SOSPECHAS Y DUDAS SIN RESOLVER

El único indicio de sospecha provino de Stanisław Żaryn, portavoz del servicio secreto polaco, quien mencionó que a González se le encontraron “dos pasaportes y dos tarjetas de pago de bancos rusos para dos identidades diferentes”. Sin embargo, no se ha aportado más información sobre sus supuestas actividades de espionaje. La defensa y la familia de González han aclarado que la doble nacionalidad del periodista es la razón por la que posee dos pasaportes y tarjetas de bancos rusos.

UNA PRISIÓN PROVISIONAL QUE SE EXTIENDE

En febrero de 2024, al cumplir dos años en prisión preventiva, González alcanzará el límite máximo que la mayoría de los Estados miembros de la Unión Europea reconocen para los casos aún no sentenciados. Este hecho subraya una cuestión crítica: ¿Cómo puede un periodista europeo permanecer tanto tiempo en prisión provisional sin pruebas públicas claras en un Estado miembro de la UE?

CONCLUSIONES Y PERSPECTIVAS

El caso de Pablo González no solo es un asunto legal; es un reflejo de las tensiones y desafíos que enfrenta el periodismo en el contexto político actual. La prolongación de su prisión preventiva sin pruebas claras levanta preguntas serias sobre la justicia, la libertad de prensa y la transparencia en el proceso judicial.

Mientras González sigue encerrado, su caso se convierte en un símbolo de la lucha por la verdad y la justicia en una era de complejas relaciones internacionales y políticas de información. Mientras todo esto paso, desde el Gobierno español solo se recibe una cosa: silencio.

Deja una respuesta

Required fields are marked *