fbpx
17 May 2022
INTERNACIONAL, PRINCIPAL

¿Existe parecido entre Hitler y Putin?: García Margallo lo afirma rotundamente y esto dicen los expertos 

Ante la guerra mucho se está especulando sobre los posicionamientos políticos de Putin.

García Margallo en la Cadena Ser se cuestionaba sobre si existe parecido entre Hitler y Putin, algo que se ha venido barajando tras el estallido de la guerra en Ucrania.

El político popular considera rotundamente que sí y explica que «desde mi lucha, él dice que hay que recuperar los territorios que han sido arrebatados injustamente a Alemania. Después de la Primera Guerra Mundial considera que el orden que se establece en Versalles es un orden contra Alemania. Putin, desde siempre ha dicho que la mayor catástrofe del siglo XX fue la desaparición de la Unión Soviética», comienza Margallo.

14327832335 57ac667acf b

«En segundo lugar, lo que quiere es lo que ha querido, y quieren, en Ucrania es establecer una doctrina muy comunista, que es la doctrina de la soberanía limitada de los países que rodean a Ucrania», continuaba.

M´as personajes públicos han barajado estas consideraciones e incluso el embajador de Ucrania ante la ONU decía que «si Putin quiere suicidarse, que haga como Hitler en el búnker».

Las políticas internacionales de Putin

Timothy Snyder, catedrático de Historia en Yale y profesor asociado al Instituto de Ciencias Sociales de Viena, parte de ese antecedente de Putin para escribir El camino a la no libertad (Galaxia Gutemberg), un libro escrito hace cuatro años y que analizaba lo que podía ser, y ahora es: la invasión de Ucrania, explica que “Putin no es exactamente como Hitler, pero su actitud hacia las leyes internacionales sí es muy parecida”.

«De hecho, me he releído los discursos de Hitler de 1938 y 1939 porque lo que dice Putin es tan parecido en algunas cosas… Igual que Hitler, Putin ha dicho algo así como que ‘tenemos compatriotas, miembros de nuestra nación que están en el otro lado de la frontera y necesitan nuestra protección’… Ese es el argumento de Hitler en el 38 y el 39, y es el de Putin en 2014 y en 2022, y en ambos casos es del todo falso», continúa.

«Como Hitler, Putin dice que una democracia funcional es una creación artificial, un estado que no tiene razón histórica para existir, lo mismo que dijo Hitler sobre Checoslovaquia y sobre Polonia. Y Putin dice esto sobre Ucrania. En ambos casos sobrevuela esta idea general de que las leyes internacionales no nos afectan, solo están obligados a cumplirlas los demás, nosotros decidimos con la fuerza cómo hay que cambiar el orden internacional», concluye.

El discurso

Alejandro Gómez es Doctor en Historia de la Universidad Torcuato Di Tella, tiene una especialización en Ciencias Políticas de la Universidad de Chicago, un Máster en Economía y Administración de Empresas (ESEADE) y es profesor de Historia Económica en la Universidad del CEMA. Para él, “es obvio que hay grandes diferencias entre las épocas. Pero se pueden encontrar algunas cuestiones que son comunes. En las dos guerras anteriores el conflicto no se desató de un día para el otro. Es decir, estas cosas se vienen gestando”.

Para el historiador, las razones que esgrimían los serbios son similares a las que hoy expresa Vladimir Putin. “Pone como argumento que hay nacionalistas prorrusos en Ucrania que se quieren integrar a su país. Putin lo que dice es que defiende la libre determinación de esa gente. Es algo tirado de los pelos. En todo caso, que emigren a Rusia”.

“Este personaje, como Hitler en la Segunda Guerra, va probando: me meto por acá, intento por allá. Este caso de Putin en Ucrania recuerda a cuando Hitler anexó Austria, después los Sudetes y recién entonces Polonia, aún habiendo firmado el Pacto de Munich en 1938, que provocó la llegada del Primer Ministro inglés Chamberlain a Inglaterra para mostrar ese papel y decir ‘acá tengo la paz para el resto del siglo’. Hace 8 años, Putin anexó Crimea como en 1939 Hitler invadió Polonia con la excusa de que necesitaba incorporar una zona de Prusia que había quedado alejada de Alemania. Y se quedó. Ahora lo hace en una parte de Ucrania porque dice que es parte del pueblo ruso… En la época de Hitler, la excusa era ‘la Nación Alemana’. ‘Tenemos que recuperar los territorios de la nación Alemana’, decían sobre lo que habían perdido después de la Primera Guerra Mundial. El discurso de hoy de Putin es calcado al de Hitler. Reclama territorios que en su momento formaron parte del Imperio Ruso antes de la Primera Guerra o de la URSS después. Los argumentos son similares: la gente quiere ser parte de nosotros. En Austria se hizo un plebiscito, totalmente digitado por Hitler, y dijeron que la población austríaca había votado para anexarse al Tercer Reich”, afirma.

Para el historiador, las razones que esgrimían los serbios son similares a las que hoy expresa Vladimir Putin. “Pone como argumento que hay nacionalistas prorrusos en Ucrania que se quieren integrar a su país. Putin lo que dice es que defiende la libre determinación de esa gente. Es algo tirado de los pelos. En todo caso, que emigren a Rusia”.

Megalómano, pero no tanto

José Luis Corral, catedrático en Historia Medieval, ha dado también varias claves en COPE.es.

«Esa megalomanía, esas ganas de poder, esa ambición por controlar el poder de su país, que lo ponen por encima de casi todo. Pero llegar a la maldad a la que llegó Hitler es muy complicado. En estos últimos días, estamos escuchando unas frases, y un discurso de Putin parecido al de Hitler, pero este último era mucho más entusiasta y expresivo».

Estos personajes, de igual forma, no se parecen en la personalidad. Esa es la principal diferencia. «Hitler era vehemente y Putin es frío y tranquilo. Estamos en tiempos diferentes pero no creo que Putin se atreva a apretar el botón nuclear pero si Hitler lo hubiese tenido, lo habría hecho».

Diferencias y similitudes

El debate esta servido y más tras la difusión de la falsa portada de TIMES de Putin con un bigote al estilo Hitler. Según los expertos, por lo tanto, se han encontrado similitudes discursivas en sus relatos.

Sin embargo, también diferencias, que dejan en entredicho una comparativa frontal entre Hitler y Putin.

Por ejemplo, la mayor diferencia radical estriba en su política interna, donde no es menester obviar que Hitler perpetró lo que hoy día se conoce como Holocausto.